RECOMENDADOR DE ARTES Y ESPECTÁCULOS

Drama

Relojero

Por: Juan José Bertolaga

La inconmensurable alegría de encontrar en nuestro teatro oficial, nuevamente, uno de los valiosos textos de Armando Discépolo.

Con un valioso elenco, Analía Fedra García lleva adelante la puesta de una de las obras más valiosas que posee nuestro teatro nacional.

Relojero es un bellísimo material del autor de grotesco criollo Armando Discépolo, que pinta una realidad de las familias de la época, utilizando este pretexto para dar una de sus grandes enseñanzas, guardadas en el profundo sentido de sus palabras en boca de los personajes.

Esta versión está engalanada,  al contar en el rol protagónico con el inmenso Osmar Núñez, quien compone a un relojero enorme, lleno de sabiduría y bondad. Está acompañado por su amada esposa, encarnada por  Stella Galazzi, de la cual  tenemos el agrado de apreciar en este rol.

Ellos construyeron una familia. Cada hijo es distinto, con sueños e ideales muy particulares. El mayor, un emblema frustrado del humanismo, compuesto con la efectividad que Martín Urbaneja acostumbra a brindar. Federico Salles interpreta al hijo que intenta despegar por medio del estudio y la cultura para saltar a las clases altas tan deseadas y la hija, construida por Laura Grandinetti,  despliega las herramientas del amor para salir de la opresión económica de la época, entregándose a los brazos del cariño verdadero y al hombre de sus sueños. En medio de todos y a modo de espejo, está el hermano de Daniel, el relojero, compuesto por Horacio Roca, en otra de sus invaluables entregas.

Discépolo construye un hogar  en el cual coexisten conflictos humanos y eso basta para que este material mantenga una escalofriante vigencia. Un reflejo en el cual mirarnos como sociedad, para poder rescatar la enseñanza que nos deja una de las últimas obras del gran autor, llena de la conciencia que poseía a esa altura de su honorable existencia. Por muchas razones, imperdible.

 

Teatro Regio.

Av. Córdoba 6056. Jueves a sábados a las 20:30. Domingos a las 20. Jueves, precios populares.