RECOMENDADOR DE ARTES Y ESPECTÁCULOS

Estrenos argentinos

Madam Baterflai

Por: Laura Ávila

La mendocina Carina Sama ingresa en el panorama de las nuevas voces documentales. Su opera prima invita a la tolerancia, a la lucha y al amor.

Este documental tiene dos puntos muy valiosos para tener en cuenta. El primero, es que destaca la vida de cuatro chicas travestis y una trans que no viven en Buenos Aires, que no tienen el plus de la gran ciudad para confundirse en el gentío. Sus historias transcurren en el interior del país, en una Mendoza muy pocas veces vista, alejada de sus tradiciones turísticas o sanmartinianas.  

El segundo, es que ofrece un mapa completo de la vida de sus retratadas, que además participan activamente de la construcción del documental. Ellas no se quedan posando, esperando el paso de la cámara por sus cuerpos. Intervienen, proponen diferentes enfoques, claves que la directora supo organizar con una gran sencillez y una tremenda efectividad narrativa, logrando la proeza de contar la diversidad dentro de la diversidad.

La Joseph, una pionera que hoy es actriz y performer; Paloma León, una aguerrida  luchadora que conoció cárceles, amores y prisiones secretas que lucha por superar; Mariana, una chica de su casa; Marcela, que se decidió a cambiar con toda su fragilidad a cuestas; Carolina, que de ser un padre de familia pasó a construirse como mujer hecha y derecha. Estas son las heroínas, contadas a flor de piel, con un camino escrito al andar que la película refleja con mucha delicadeza.

Vienen de distintos entornos, viven su sexualidad de distintas maneras, pero todas son personas que abren las puertas de su intimidad para quienes quieran conocerlas.

Este film habla de la vida, de las decisiones, de la toma del propio cuerpo como elemento de libre expresión, de poderío. También se refiere al amor y a la familia. La escena en la casa de Mariana, por ejemplo, es inédita en la cinematografía nacional. Muestra a unos padres preocupados por su hija y su condición sexual, que no entienden del todo, pero también refleja el amor que pugna por elevarse por encima de todos los prejuicios. Es una secuencia puente entre dos mundos que no tienen por qué estar alejados y la verdad, emociona muchísimo.

Madam Baterflai fue declarada de Interés Cultural por la Dirección Nacional de la Juventud, la Cámara de Diputados de Mendoza y de la Nación. Tiene un camino festivalero importante, y arrasó con los premios a la Mejor Película, el Mejor Guión y el Premio Especial del Jurado en el Festival de Cine Latinoamericano Independiente de Bahía Blanca.

Con tomas simples, que incluyen a veces los elementos de la realización (micrófonos, filtros, una puesta consentida por las protagonistas y un poético mapping sobre sus cuerpos intervenidos por el deseo de la femineidad), la estructura narrativa nunca decae y ofrece la oportunidad de pensarnos como una humanidad nueva, más tolerante y menos prejuiciosa. Recomendada.

Espacio INCAA KM 0. Cine Gaumont. Av. Rivadavia 1635.  Tel: 4371-3050. Estreno en Buenos Aires: 2 de mayo.